Orar

Respoder al Señor partiendo de lo que has leído en el texto y has meditado en el paso «escuchar». Ahora es el momento de decir, de hablar, de expresar, de que tu voz suene en los oídos de Dios. Pide, suplica, da gracias alaba, intercede… Pregúntale al Señor por tus cosas, por cómo van tus asuntos y tu vida a la luz de la Palabra.Seguir leyendo